sábado, 22 de julio de 2017

Evo y Tabaré frenaron a Macri, quien fracasó en su plan de expulsar a Venezuela del Mercosur. El presidente de Bolivia declaró: “Ni como países de Mercosur ni como organismos de América podemos ser cómplices de una intervención norteamericana en Venezuela”

El presidente Mauricio Macri, anfitrión de la cumbre del Mercosur en Mendoza.
 
La Argentina no consiguió la separación definitiva de Venezuela del Mercosur
 
Una derrota para Faurie y Macri
 
El Gobierno buscaba una condena explícita contra Maduro antes de las elecciones constituyentes convocadas para el 30. Pero Uruguay presionó hasta lograr un documento genérico y Bolivia directamente no firmó el texto final.

El Presidente Mauricio Macri sufrió el segundo gran fracaso diplomático en 19 meses de gobierno. Como anfitrión de la cumbre de presidentes del Mercosur no consiguió que el bloque aumentara de manera irreversible el castigo contra Venezuela. Macri y su canciller Jorge Faurie se quedaron sin lograr la virtual expulsión del país que gobierna Nicolás Maduro. La oposición venezolana quedó más débil. Quería una sanción dura en Mendoza. 
La curiosidad es quién protagonizó el primer gran fracaso. Se trató de la primera canciller de Cambiemos, Susana Malcorra. Macri buscaba alzarse con el triunfo que supondría su designación como secretaria general de la Organización de las Naciones Unidas. Malcorra no llegó. En lugar del coreano Ban Ki-moon fue elegido el portugués António Guterres. El costado paradójico es que Malcorra no era precisamente chavista pero ponía sus fichas en el diálogo dentro de Venezuela. En sintonía con un sector del establishment norteamericano, Malcorra argumentaba que una explosión en el norte de Sudamérica tornaría inestable la situación de todo el Caribe y haría peligrar la paz en Colombia. Las diferencias con Macri, la derrota en la ONU y el desgaste de las concesiones al Reino Unido por las Malvinas precipitaron su salida. 
 Faurie, en cambio, evitó desde el primer momento de su gestión cualquier palabra que pudiera ser interpretada como un desmarque respecto del Presidente. Y en los últimos días, además, subió la apuesta. En la tarde y la noche del jueves se lanzó a una serie de declaraciones agresivas contra Venezuela dando por sentado que no se trata de una democracia, criticando abiertamente al Presidente Maduro y pidiendo una suspensión definitiva de los venezolanos, equivalente a una expulsión aunque esa figura no existe literalmente en las normas del bloque. 
No consiguió la separación definitiva por la negativa de Uruguay, que terminó torciendo el texto del documento final sobre Venezuela. (ver aparte). 
La Argentina y Brasil querían que el texto advirtiera explícitamente que si Nicolás Maduro insistía en convocar a una Constituyente el 30 de julio, es decir dentro de pocos días, el Mercosur consideraría inexistente la vocación de diálogo por parte de Caracas. 
Pero el texto consensuado por los presidentes no hizo una mención abierta. Dice textualmente sobre los Estados: “Exhortan al Gobierno y a la oposición a no llevar a cabo ninguna iniciativa que pueda dividir aún más a la sociedad venezolana o agravar conflictos institucionales”. Primera conclusión: en diplomacia no es lo mismo hablar de algo con todas las palabras que aludirlo para que se interprete libremente. Lo segundo es más débil. Segunda conclusión: la alusión podría apuntar a la Constituyente pero también al plebiscito informal realizado por la oposición el 16 de julio o, incluso, a la construcción de un Estado paralelo cuya última noticia es la designación de jueces. 
En otro párrafo, los presidentes “hacen un urgente llamado al cese de toda violencia y a la liberación de todos los detenidos por razones políticas, instando al restablecimiento del orden institucional, la vigencia del Estado de derecho y la separación de poderes, en el marco del pleno respeto de las garantías constitucionales y los derechos humanos”.
El matiz uruguayo se descubre en este tramo: “Convencidos que la solución a la crisis sólo podrá ser resuelta por los venezolanos, instan al Gobierno y a las fuerzas opositoras de la hermana República Bolivariana de Venezuela al diálogo, que permita una concertación política creíble”.
Los Estados, al final, “reiteran su plena disposición a acompañar ese proceso de diálogo entre venezolanos de la manera en que sus actores estimen más conveniente”. 
Aun cuando el texto no era el que querían Macri y Temer, Evo Morales fue el único presidente que no acompañó con su firma a los colegas de la Argentina, Brasil, Uruguay, Paraguay, Chile, Colombia, México y Guyana. 
“Nosotros veníamos explicando desde antes que no hay que intervenir en los asuntos internos de Venezuela y que Nicolás Maduro es un presidente democrático”, dijo a este diario el embajador boliviano Santos Tito, ex senador, ex gobernador de Oruro y dirigente del Movimiento al Socialismo liderado por Morales. 
Antes de llegar a la Argentina desde Nicaragua, Evo ya tenía en sus manos el documento emitido por la Cumbre de los Pueblos que sesionó el jueves en Mendoza con la coordinación del diputado Parlasur Oscar Laborde y el cierre del diputado nacional por Mendoza Guillermo Carmona. El encuentro tuvo un sello de solidaridad con Venezuela. En la cumbre de los presidentes Evo señaló tres cosas:
  • “Ni como países de Mercosur ni como organismos de América podemos ser cómplices de una intervención norteamericana en Venezuela”.
  • “Las intervenciones en Libia, Irak y otros países son para apropiarse de recursos naturales. Detrás de la intervención en Venezuela está el petróleo”.
  • “Nuestro Mercosur no puede repetir la amarga historia de la OEA: por razones políticas o ideológicas expulsar o excluir a países”.

Identidad

Macri eligió la cuestión venezolana desde el inicio de su gestión para distinguirse del resto de los presidentes. El tema está en su ADN. En diciembre de 2015, a pocos días de asumir la Presidencia, planteó la crítica abierta en la cumbre del Mercosur de Asunción, la anterior a la de Mendoza. Todavía gobernaba Dilma Rousseff en Brasil y no se habían producido ni el juicio político ni el golpe contra la presidenta electa en 2014 por 54 millones de votos. Luego la presencia de Michel Temer en el Planalto, la Casa Rosada de Brasilia le dio a Macri un aliado impopular pero incondicional. Los dos cancilleres del presidente de facto, primero José Serra y ahora Aloysio Nunes, convirtieron la lucha contra Maduro en la clave de la política exterior y, como en la Argentina, interior. Ante la imposibilidad de tildar a Dilma de “corrupta”, el adjetivo utilizado fue “chavista”. Igual que en la Argentina, la idea parece asumir que cualquier político sufrirá un costo si resulta asociado a Venezuela.

viernes, 21 de julio de 2017

Declaración sobre Venezuela en la Cumbre del Mercosur. Evo Morales no la firmó. Macri, con el libreto injerencista de Trump, atacó al gobierno de Maduro

La foto de familia de los mandatarios del Mercosur

 

El Mercosur exhortó a Venezuela a suspender la Asamblea Constituyente e instó al diálogo

Los Estados parte y los asociados del bloque regional firmaron una declaración conjunta sobre "la situación" en Venezuela y llamaron a "una concertación política creíble"; Evo Morales no firmó el documento
LA NACION

MENDOZA.- Los presidentes que integran el Mercosur, la Argentina, Brasil, Uruguay y Paraguay, más Chile, lanzaron hoy una dura advertencia al régimen de Nicolás Maduro, al que "exhortaron a no llevar a cabo ninguna iniciativa que pueda dividir aún más a la sociedad venezolana o agravar conflictos institucionales".
Como anticipó ayer el canciller argentino, Jorge Faurie, el documento que hoy firmaron Mauricio Macri, Michel Temer, Horacio Cartes, Tabaré Vázquez y Michelle Bachelet tiene como principal objetivo lograr que el presidente venezolano suspenda las elecciones del 30 de este mes para convocar a una Asamblea Constituyente.
Los países que integran el Mercosur y los Estados asociados expresaron su "preocupación" por la situación en Venezuela, llamaron "al cese de toda violencia" y al "restablecimiento del orden institucional" y se pusieron a disposición para "acompañar" el "diálogo entre venezolanos" que pueda derivar en "una concertación política creíble".
El presidente de Bolivia, Evo Morales, fue el único que no firmó el documento. Con una fuerte defensa del gobierno de Maduro, Morales acusó a Estados Unidos de estar detrás "un golpe" en Venezuela.
Los presidentes reiteraron "su profunda preocupación por el agravamiento de la crisis política, social y humanitaria" y pidieron "la liberación de todos los detenidos por razones políticas". También instaron "al restablecimiento del orden institucional, la vigencia del Estado de derecho y la separación de poderes en el marco del pleno respeto de las garantías constitucionales y los derechos humanos".
Según contó Faurie, si Maduro no abre un canal de diálogo o decide avanzar con los comicios, el Mercosur podría suspenderlo de forma permanente. Es que el intento del mandatario venezolano le otorgaría poderes plenos y limitaría todavía más la ya muy debilitada democracia venezolana en medio de una escalada de violencia que dejó casi cien muertos.

Qué dice el documento

"Los Estados parte del Mercosur y los Estados asociados de Chile, Colombia y Guyana, así como México, reiteran su profunda preocupación por el agravamiento de la crisis política, social y humanitaria en la República Bolivariana de Venezuela.
Hacen un urgente llamado al cese de toda violencia y a la liberación de todos los detenidos por razones políticas, instando al restablecimiento del orden institucional, la vigencia del Estado de derecho y la separación de poderes, en el marco del pleno respeto de las garantías constitucionales y los derechos humanos.
Exhortan al Gobierno y a la oposición a no llevar a cabo ninguna iniciativa que pueda dividir aún más a la sociedad venezolana o agravar conflictos institucionales.
Convencidos que la solución a la crisis sólo podrá ser resuelta por los venezolanos, instan al Gobierno y a las fuerzas opositoras de la hermana República Bolivariana de Venezuela al diálogo, que permita una concertación política creíble.
Finalmente, los Estado parte del Mercosur y los Estados asociados de Chile, Colombia y Guyana, así como México, reiteran su plena disposición a acompañar ese proceso de diálogo entre venezolanos de la manera en que los actores estimen más conveniente".

-------------------------------------------------------------------


Macri propuso mediar entre el gobierno y la oposición venezolana
 
Apuntando contra Maduro
 
En la apertura del plenario del Mercosur, el Presidente le reclamó a Maduro la "pronta adopción de un calendario electoral". También hizo referencia al referéndum convocado por la oposición venezolana como "un acto de democracia" y ofreció un "grupo de contacto" para facilitar y mediar "entre las partes en conflicto".
 
Como ya lo había anticipado el canciller, Mauricio Macri no iba a dejar pasar el plenario de presidentes del Mercosur sin pronunciarse contra el gobierno de Venezuela. En la apertura de la sesión plenaria, el Presidente le reclamó a Nicolás Maduro "la pronta adopción de un calendario electoral" y pidió por la liberación de los presos políticos en aquel país. También ofreció, un "grupo de contacto" para mediar entre "las partes en conflicto".
Hacia el final de su discurso, durante la apertura de la sesión plenaria del Mercosur en el Hotel Intercontinental de Mendoza, Macri hizo un "llamado a la paz" en Venezuela y envió un “mensaje de solidaridad y acompañamiento al pueblo venezolano”. “El domingo pasado, Venezuela demostró al mundo que están comprometidos con la democracia”, expresó Macri en referencia al referéndum convocado por la oposición para rechazar la Asamblea Constituyente que pretende convocar Maduro.
El Presidente insistió con "la pronta adopción de un calendario electoral en Venezuela" y reiteró "la disposición a establecer en consulta con el gobierno y oposición (de Venezuela) un grupo de contacto para facilitar y mediar un nuevo proceso de diálogo y negociación entre las partes en conflicto".
De esta manera, Macri aprovechó su paso por Mendoza para marcar su postura. El canciller Jorge Faurie ya había adelantado que la Asamblea Constituyente sería vista como un paso atrás. Bajo esa postura, cualquier diálogo propuesto por terceros países arrancaría como un diálogo condicionado. Condicionado, justamente, para que Maduro levante el llamado.
 

"Un clima tormentoso en la próxima reunión de la OMC en Argentina". Por Eduardo Lucita

 

Un clima tormentoso en la próxima reunión de la OMC en Argentina


En diciembre sesionará en Buenos Aires la Conferencia Ministerial de la OMC en plena contracción de los intercambios comerciales y cuando la Ronda de Doha y la propia OMC están estancadas desde hace años. El comercio electrónico surge como un nuevo campo de disputas.

Creada en 1995 -la integran 164 miembros (países y asociaciones aduaneras)- la Organización Mundial de Comercio es la institución emergente de la hegemonía neoliberal de los años noventa. En su cuarta Conferencia Ministerial, en 2001, dio inicio la Ronda de Doha cuyos objetivos explícitos, impulsados por las grandes corporaciones multinacionales, son “la incorporación de los países en vías de desarrollo en los beneficios de la liberación del comercio mundial así como la ampliación de esta liberalización”. Sin embargo, y a pesar que desde su nacimiento convivió con un ciclo de recuperación de la economía mundial y crecimiento de los intercambios comerciales, está muy condicionada por los conflictos de intereses.

Cuestiones en disputa.
Desde su inicio EE.UU. vienen reclamando que la Unión Europea rebaje sus aranceles agrícolas. Por su parte un grupo de países, (UE, Brasil, India) exigen que EE.UU. reduzca sus subvenciones a la agricultura; a su vez EE.UU. exige a la UE que modifique su política agraria común y a su vez disminuya su apoyo financiero a los agricultores. La comunidad europea no puede conceder esta exigencia ya que las contradicciones nacionales, más aún luego de la incorporación de los países del Este, están a la orden del día por los subsidios agrícolas que juegan un rol importante en los acuerdos políticos. Al mismo tiempo los países de capitalismo avanzado requieren como “compensación” a sus rebajas de subsidios que los de menor desarrollo amplíen la apertura de sus mercados industriales y comerciales y liberalicen sus legislaciones sobre inversiones extranjeras.
En reuniones anteriores se trató de establecer mecanismos de salvaguardia especiales para los países en desarrollo, propuestas precisamente por el núcleo central de estos países (China, India, Sudáfrica, Brasil y Argentina entre otros). Los EE.UU. se opusieron a estas salvaguardias con el argumento de que podían dar lugar a abusos proteccionistas, mientras que India encabezó la defensa poniendo en el tapete de las discusiones la soberanía alimentaria, el sostenimiento de sus industrias y la defensa del mercado interno.
Así los intentos de la Dirección General de la OMC de sacar de la inercia en que había caído la ronda de negociaciones multilaterales por medio de un acuerdo “Facilitador del Comercio” -eliminación gradual de subvenciones y derechos aduaneros- han caído en saco roto y por ahora no parece puedan concretarse.
Si esto es así, y más allá de los objetivos generales de liberalizar los intercambios internacionales ¿cuál será el centro de los debates en Argentina?

Nuevas controversias.
Si hasta ahora las discusiones giraban en torno a subsidios, aranceles agrícolas y apertura de mercados no agrícolas, la próxima cumbre ministerial verá aflorar un nuevo campo de disputas: el comercio electrónico (e-commerce). Es que luego de varios años en que la OMC fuera dejada de lado en las discusiones de los tratados de libre comercio las grandes corporaciones necesitan reubicarse en la organización internacional a partir del estancamiento en que ingresó el acuerdo transpacífico (TPP) por la decisión de Donald Trump de retirar a EE.UU. del mismo.
El sector más interesado es el de la tecnología de punta, que incluye a cinco de las siete empresas más grandes del mundo que quieren flexibilizar las normas para el comercio de datos. Uno de los principales argumentos de quienes proponen normativas que favorezcan el comercio electrónico es que impulsarían el desarrollo de las pequeñas y medianas empresas en este campo que según el director Roberto Azevedo “podrían convertirse en prósperos comerciantes internacionales”. Sin embargo puestas las Pymes a competir lo más probable es que las principales corporaciones tecnológicas hagan valer su poder oligopólico.
El conflicto es entre EE.UU. y la UE. Los países europeos tienen uno de los estándares más elevados del mundo en materia de protección de datos personales, mientras que EE.UU. no tiene protección alguna. Tratan entonces de introducir una cláusula especial para que empresas como Facebook, Google, Amazon, FedEx entre otras puedan operar en territorio europeo.

Opiniones.
Consultada la especialista Evelin Heiden nos dice “las empresas de base tecnológica buscan consolidar sus prácticas de autoregulación y flexibilizar a nivel mundial las leyes de protección de datos personales, para ello necesitan presentarlas como medidas que obstaculizan el comercio”.
Para Deborah James, coordinadora de la red mundial “Nuestro mundo no está en venta”, “fijar normas para permitir a las empresas transferir datos alrededor del mundo sin restricciones negaría para siempre el derecho a los países de beneficiarse de sus propios datos e información en el futuro. Lo que denominan ‘obstáculos de localización’ son en realidad herramientas de los países para avanzar en su propio desarrollo”.
El intercambio internacional de datos será tal vez el eje principal de las discusiones de la XI° Conferencia Ministerial, y según como se resuelva acrecentará nuestra dependencia tecnológica y debilitarán aún más la soberanía de naciones como la nuestra. Al día de hoy los miembros de la OMC no disponen de mandatos para redactar nuevas normas sobre comercio electrónico. ¿Los obtendrán en Buenos Aires?

Resistencias.
Estas discusiones y disputas irresueltas mantienen la Ronda de Doha y a la propia OMC en terapia intensiva. La Dirección General no ha logrado aún destrabar los principales puntos controversiales, es que los grandes países y las corporaciones privilegian sus intereses y solo proponen continuar y expandir el modelo de libre comercio. En paralelo crecen las tendencias proteccionistas y la resistencia en numerosos países.
Precisamente las organizaciones y redes sociales, sindicales, de derechos humanos, territoriales, estudiantiles, de mujeres, políticas, campesinas y anti-extractivistas reunidas el 24 de junio en Buenos Aires en el Encuentro Nacional contra la Organización Mundial de Comercio, han llamado a los pueblos del mundo a movilizarse en el marco de la XI° Reunión Ministerial, que tendrá lugar en Argentina entre los días 10 y 13 de diciembre de 2017.
Para ello, convocaron a realizar en paralelo una Cumbre de los Pueblos en la ciudad de Buenos Aires que “colabore en la articulación de la resistencia contra el llamado libre comercio que sólo genera políticas de explotación y expoliación de nuestros pueblos y de la naturaleza y que avance en visibilizar y discutir las alternativas a este sistema productivo y comercial”.
Como dicen en su declaración de convocatoria: “veinte años de tratados de “libre” comercio en la región muestran los efectos nefastos de la desregulación y del avance de los privilegios corporativos sobre nuestros pueblos y el medio ambiente”.

*Integrante del colectivo EDI (Economistas de Izquierda).

jueves, 20 de julio de 2017

Primeros seis meses de Trump en la Casa Blanca: el análisis de Cecilia Nahón

- escuchá el audio (10') acá

Donald Trump cumple hoy seis meses al frente del Poder Ejecutivo de Estados Unidos. Es un presidente que ha roto con las convenciones y protocolos de la presidencia norteamericana, lo que no es negativo en sí mismo, pero que detrás de su impostura y discurso anti-sistema encarna una agenda profundamente regresiva en términos sociales, económicos y culturales. Si hay una continuidad en las políticas impulsadas por Trump en su país (a través de la reforma de salud, la reforma impositiva o su proyecto de presupuesto federal), es que las mayorías pierden derechos y los ricos y las grandes corporaciones acrecientan sus fortunas.
La reforma de salud republicana que pretende reemplazar al “Obamacare” deja al desnudo la naturaleza del gobierno de Trump: 32 millones de estadounidenses perderían su seguro de salud (sumados a otros 30 millones que aún no tienen cobertura); 19 millones de ciudadanos (niños, ancianos, mujeres, familias de bajos recursos) perderían acceso a programas sociales del “Medicaid”; y, como contracara, las corporaciones y la industria de la salud obtendrían beneficios impositivos por 500 mil millones de dólares. Es escandaloso.
Aún así, Trump mantiene altos niveles de apoyo en el núcleo de su base electoral, que canaliza a través del Presidente su bronca contra el sistema político y económico que los ha excluido. Tampoco se puede explicar el ascenso y el gobierno de Trump sin reconocer que, a pesar de su enfrentamiento abierto con los medios de comunicación tradicionales (CNN a la cabeza), su figura cuenta con el apoyo de la mega cadena de radio y televisión Fox News, que moldea día a día las noticias que consumen millones de norteamericanos en todo el país.




 

miércoles, 19 de julio de 2017

Venezuela a EEUU: Ni Trump podría detener la Constituyente

El vicepresidente venezolano, Tareck El Aissami, durante la celebración del Día de Independencia de Venezuela, en Caracas, 5 de julio de 2017.

El vicepresidente venezolano, Tareck El Aissami, durante la celebración del Día de Independencia de Venezuela, en Caracas, 5 de julio de 2017.

Venezuela a EEUU: Ni Trump podría detener la Constituyente


    HispanTV
     
    Ni el presidente de EE.UU., Donald Trump, podrá detener las elecciones de la Asamblea Constituyente en Venezuela, asegura el vicepresidente venezolano.
    Así se pronunció Tareck El Aissami, quien en declaraciones realizadas este miércoles ha rechazado, además, las recientes amenazas lanzadas por la Casa Blanca respecto a sancionar al Gobierno venezolano a raíz de que este planea celebrar unas elecciones para formar una Asamblea Nacional Constituyente (ANC) y, así, reescribir la Carta Magna.
    "No será el presidente Donald Trump quien pueda detener la elección nacional Constituyente en el marco de la democracia protagónica y participativa", ha asegurado El Aissami al leer un comunicado en el que ha rechazado las acciones injerencistas de Washington y de Federica Mogherini, la representante para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad de la Unión Europea (UE).
    En esta línea, ha repudiado las agresiones externas contra la "independencia, la sagrada soberanía y la paz en el país", para después afirmar que estas fuerzas, que "han plagado de miseria y violencia al mundo entero, pretenden agredir nuestra historia".
    No será el presidente Donald Trump quien pueda detener la elección nacional Constituyente en el marco de la democracia protagónica y participativa", ha dicho el vicepresidente venezolano, Tareck El Aissami.

    El comunicado emitido por el Consejo de Defensa de la Nación de Venezuela ha anunciado, por su parte, la activación de un plan de defensa en el campo diplomático, promoviendo la diplomacia bolivariana de paz para alertar y denunciar ante los pueblos hermanos del mundo las maniobras y acciones que pretenden atentar contra la estabilidad constitucional y democrática de Venezuela.
    Fue el lunes cuando Mogherini le reclamó al presidente venezolano, Nicolás Maduro, que suspenda la Asamblea Constituyente para rebajar la tensión entre su Gobierno y la oposición, al tiempo que subrayó que todas las opciones, incluidas las sanciones, "están sobre la mesa".
    En este contexto, el martes también el Gobierno de Estados Unidos, mediante un comunicado, amenazó con adoptar "firmes medidas económicas" si Maduro "impone" la Asamblea Constituyente". "Estados Unidos no permanecerá impasible mientras Venezuela se desmorona", dijo.

    martes, 18 de julio de 2017

    "Estados Unidos ante las disputas geopolíticas en América Latina", Por Leandro Morgenfeld. En número especial de la Revista Anthropos sobre la actualidad de la Teoría de la Dependencia







    ¿Actualidad de la Teoría de la Dependencia en América Latina?

    CASTILLO FERNANDEZ,DIDIMO

    ¿Estamos ante el final de la globalización? Este momento de cambio de entorno propicia la reflexión sobre los escenarios posibles desde un contexto nuevo y complejo.



    Editorial:
    Colección:
    REVISTA ANTHROPOS
    Materias:
    CIENCIAS SOCIALES; SOCIOLOGIA CIENCIAS POLITICAS;
    ISBN:
    978-84-00-00247-3

       

    Sinopsis

    Este número de ‘Anthropos’ incluye un conjunto de artículos que directa o indirectamente ofrecen elementos para pensar y repensar América Latina en el nuevo contexto, asumiendo o no la vigencia de los enfoques que consideraron críticamente la «inviabilidad» del desarrollo en condiciones de dependencia, y de la dependencia en condiciones de expansión capitalista marcadas por la hegemonía (y crisis de hegemonía) de Estados Unidos. El número se estructura en cuatro secciones: ‘Legado y vigencia de la Teoría de la Dependencia’; ‘Globalización y desarrollo en América Latina’; ‘Marxismo y Teoría de la Liberación’; y ‘Estados Unidos: configuración de un nuevo orden multipolar’.

    Autor: Castillo Fernández, Dídimo (Coord.)

    Sociólogo y demógrafo. Profesor investigador de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la Universidad Autónoma del Estado de México.

    Injerencismo: Trump amenaza a Venezuela para que no realice la Asamblea Constituyente

    El presidente estadounidense Donald Trump aplaudió el plebiscito inconstitucional organizado por la oposición el 16 de julio

    Telesur

    "Si el presidente Maduro realiza una Constituyente el 30 de julio, Estados Unidos tomará fuertes acciones económicas", indicó Donald Trump en un comunicado publicado en Twitter. 

    El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, aseguró este lunes que tomará "rápidas y fuertes acciones económicas" contra Venezuela si el presidente de ese país, Nicolás Maduro, realiza la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) prevista para el 30 de julio.
    "Si el Gobierno de Maduro convoca la Asamblea Constituyente el 30 de julio, EE.UU. tomará decisiones económicas urgentes", señaló Trump en una declaración.
    Estas declaraciones surgen a raíz del plebiscito inconstitucional celebrado por la oposición venezolana el domingo en paralelo al ensayo electoral para la Constituyente.
    "Millones de votos de los venezolanos no deben ser ignorados (...) EE.UU. insta al Gobierno venezolano a renunciar a las elecciones a la Asamblea Nacional Constituyente", agregó.

    ------------------------------------------------------------------------------


    Trump amenaza con "fuertes acciones económicas" si Maduro celebra la Constituyente

    La Casa Blanca califica la consulta venezolana de “mensaje inconfundible” contra Maduro

    El portavoz de la Casa Blanca, Sean Spicer, este lunes.
    El portavoz de la Casa Blanca, Sean Spicer, este lunes. EFE
    Donald Trump aprieta las tuercas al régimen de Nicolás Maduro. En un comunicado este lunes, el presidente de Estados Unidos advirtió al Gobierno chavista que tomará "fuertes y rápidas acciones económicas" si procede con la celebración de una Asamblea Nacional Constituyente convocada para el 30 de este mes.
    "El domingo, el pueblo venezolano repitió de manera clara que apoyan la democracia, la libertad y la ley. Sin embargo sus acciones valientes y rotundas siguen siendo ignoradas por un líder malo que sueña con convertirse en un dictador", afirmó Trump. El presidente también aseguró que EE UU no permanecerá quieto ante el derrumbe de Venezuela.
    Las declaraciones llegan un día después de que más de siete millones de venezolanos, dentro y fuera del país, votaran en una consulta popular organizada por los líderes de la oposición, la Mesa de Unidad Democrática (MUD), para poner a prueba su apoyo entre la ciudadanía. El éxito supone un rechazo a la Asamblea planeada por Maduro para adquirir mayor control. Este lunes, Freddy Guevara, uno de los diputados y organizadores del plebiscito, anunció que la oposición utilizará el apoyo ciudadano para justificar el nombramiento de nuevos jueces al Tribunal Supremo y establecer un Gobierno de unidad nacional.
    La amenaza de este lunes supone un endurecimiento del discurso de Washington ante las acciones del chavismo, que desde hace meses trata de aferrarse al poder con pequeñas concesiones como la reciente liberación del líder opositor Leopoldo López. También presiona a Maduro con una fecha límite, obligándole a proceder o retroceder con su convocatoria a la Constituyente, que le serviría para aniquilar a la oposición e imponer un mayor control.
    Hasta ahora, EE UU ha afrontado la crisis de Venezuela —saldada desde principios de abril con al menos 90 muertos y miles de heridos— asumiendo un papel protagonista en las constantes denuncias de la situación en la Organización de Estados Americanos (OEA). Además, el Gobierno de Trump ha emitido durante los últimos meses nuevas sanciones contra miembros del chavismo como el vicepresidente Tareck El Aissami o los magistrados del Tribunal Supremo.
    Estas medidas han servido para privar a miembros del chavismo de activos y propiedades que pudieran tener en EE UU, bloqueándoles el acceso a recursos económicos. Sin embargo, desde hace meses el Gobierno estadounidense valora aplicar sanciones sectoriales contra el país para ejercer mayor presión sobre Maduro. En particular contra industrias como la petrolera, que supone un importante sostén económico para el régimen al estar en su control. PDVSA, la empresa estatal de petróleo venezolano, es la tercera suministradora de EE UU, razón por la cual se había escapado de las sanciones hasta ahora.
    La subida de tono de EE UU también llega tras un aparente parón en los esfuerzos multilaterales, que se vieron frustrados cuando la OEA —el órgano hemisférico más importante— fue incapaz el pasado junio de aprobar una resolución de condena contra el régimen chavista. El fracaso, que marcó la cumbre anual de la organización y a la cual no acudió el secretario de Estado, Rex Tillerson, supuso una "decepción" para EE UU, según afirmó el vicepresidente Mike Pence.
    Horas antes del mensaje de Trump, el portavoz de la Casa Blanca, Sean Spicer, insistió en la preocupación por la crisis de Venezuela y aplaudió la participación masiva en la consulta popular del domingo organizada por los grupos opositores al presidente Nicolás Maduro. Spicer, aseguró que el éxito del plebiscito envía un “mensaje inconfundible” al régimen chavista.
    “Hemos estado observando lo que ha ocurrido. Felicitamos al pueblo venezolano por la participación masiva en el referéndum del domingo”, afirmó Spicer. “Condenamos la violencia de los colectivos contra votantes inocentes así como los esfuerzos del gobierno (de Maduro) por erosionar la democracia en Venezuela”, concluyó.
    En paralelo, el Departamento de Estado también difundió su propia declaración. "Las voces de millones de venezolanos no deben ser ignoradas", escribió una portavoz, instando a los demás países de las Américas a hacer un llamamiento para que Maduro anule la convocatoria a la Constituyente.
    En sus comunicados, el Gobierno de EE UU también volvió a solicitar la celebración de elecciones libres y justas en el país bolivariano, tal y como han exigido otros diplomáticos estadounidenses desde que comenzó la última ola de protestas.

    lunes, 17 de julio de 2017

    Se vienen las Cumbres de la OMC y el G20 en Buenos Aires. Así prepara el gobierno el "blindaje" contra las protestas

    Cumbre del G20 en Argentina: temores, incertidumbres y los planes del Gobierno para evitar el caos

    Macri dio instrucciones precisas para evitar un caos como el que se vivió en Hamburgo y formó un equipo especial para la organización. Pero aún hay muchos puntos oscuros


    Incidentes durante la reunión del G20 en Hamburgo, Alemania (Reuters)
    Incidentes durante la reunión del G20 en Hamburgo, Alemania (Reuters)
    Ni bien aterrizó el lunes pasado a su vuelta de Hamburgo, el presidente Mauricio Macri reunió a su gabinete para dar una precisa instrucción: preparar a fondo y de inmediato a la Argentina para que la cumbre del G20, que se hará el año que viene en Buenos Aires, contemple todas las medidas de seguridad posibles con la idea de evitar el caos que se vivió en las calles de Alemania.
    En rigor, la iniciativa presidencial sobre la logística y seguridad de ese encuentro mundial de jefes de Estado comenzó a rodar desde hace varios meses en la cúpula del gobierno. Pero en la Casa Rosada persisten temores, dudas, incertidumbre y variadas estrategias de lo que puede llegar a ocurrir en el G20 porteño. Habrá un antecedente previo a esa cumbre para preparar el terreno: la organización de la reunión de la Organización Mundial del Comercio (OMC) que se hará en Buenos Aires en diciembre próximo, donde llegarán cancilleres y ministros de todo el mundo. Con todo, esto no será suficiente.
    Más allá de la "Unidad G20" que se creó recientemente por el decreto 461/2017 para la organización de contenidos de la cumbre, el gobierno armó un equipo especial de "Unidad Técnica G20" para la coordinación, logística y seguridad de la cumbre que estará dirigido por Natalia Zang, funcionaria de la jefatura de Gabinete. Allí confluyen las directivas de los ministerios de Seguridad, Relaciones Exteriores, Interior, Transporte, Defensa y Justicia, a la vez que referentes de los gobiernos porteños y el bonaerense.
    Un carro hidrante reprime en las calles de Hamburgo (Reuters)
    Un carro hidrante reprime en las calles de Hamburgo (Reuters)
    ¿Está preparado el gobierno para recibir a 20 presidentes del mundo y asegurarles su resguardo? ¿Qué se hará para blindar a las comitivas? ¿Cómo se actuará con los revoltosos manifestantes? ¿Quiénes se ocuparán de la logística y de los planes de seguridad? Estas y otras miles de preguntas deambulan hoy en la Casa Rosada. Algunas de estas ya empiezan a tener respuestas. Según un amplio relevamiento que hizo Infobae por diferentes ministerios y embajadas se pueden deducir los siguientes esquemas diagramados hasta ahora por la Argentina para la organización del G20 el año que viene en Buenos Aires:
    “El capitalismo mata”, reza un cartel de los manifestantes en Hamburgo (Reuters)
    “El capitalismo mata”, reza un cartel de los manifestantes en Hamburgo (Reuters)
    1. Los centros de reunión. Desde el gobierno porteño la Secretaría de Relaciones Internacionales que dirige Fernando Straface junto con el Ministerio de Seguridad, de la Casa Rosada y la Cancillería evalúan que los tres epicentros de la cumbre del G20 serán el Hotel Hilton en Puerto Madero, el Centro Cultural Kirchner y el renovado Centro de Exposiciones. La idea original era cercar todo Puerto Madero y concentrar las actividades en ese radio para blindar la zona. Pero no hay suficiente capacidad hotelera en esa área para alojar allí a las 19 comitivas extranjeras que vendrán. Hay otro inconveniente que presentará Puerto Madero para la organización de esta cumbre: en medio de la reunión de presidentes se realizará la obra del Paseo del Bajo que busca conectar las autopistas Illia y Buenos Aires-La Plata. Las comitivas presidenciales estarán alojadas en hoteles y se prevé que algunas de estas deberán compartir las instalaciones de varios lugares. "La experiencia de la cumbre de Hamburgo, donde algunos presidentes compartieron hoteles, nos da margen para actuar", dijo un funcionario del gobierno. El desplazamiento de las comitivas de un lugar a otro estará asegurado por un "anillo de seguridad".
    Miles de automóviles fueron incendiados en las inmediaciones del centro de reuniones (Reuters)
    Miles de automóviles fueron incendiados en las inmediaciones del centro de reuniones (Reuters)
    2. Los manifestantes. En el gobierno ya hicieron un perfil de los eventuales manifestantes que concurrirán a boicotear la cumbre del G20. Desde el Ministerio de Seguridad y la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) se armó un "perfil de grupos de protesta". Estos se dividen en: sectores anarquistas, grupos de izquierda, Quebracho, piqueteros kirchneristas y grupos extranjeros antiglobalización. Para frenar a estos grupos y coordinar todos los movimientos de los jefes de Estado se dispondrá de unos 7500 efectivos de la policía de la Ciudad de Buenos Aires y un número aún no definido de uniformados de Gendarmería, Prefectura, Policía Federal, Policía de Seguridad Aeroportuaria, miembros de la Fuerza Aérea, del Servicio Penitenciario Federal y la policía bonaerense. A estos habrá que sumarles los servicios secretos de cada presidente, con sus respectivos custodios. Se prevé el cierre del espacio aéreo para esos días y el apoyo logístico de servicios de inteligencia extranjeros. Fuentes de la embajada de Estados Unidos y de Gran Bretaña confirmaron a Infobae que "hay colaboración y apoyo concreto de nuestros países con Argentina para que la cumbre sea un éxito". Alemania y otros países de la Unión Europea también están colaborando con la inteligencia argentina

    3. Detenidos y sospechosos. En el gobierno ya recibieron la lista de los 180 detenidos que hubo en la cumbre del G20 en Alemania. Por orden directa de la Dirección de Migraciones difícilmente estas personas puedan ingresar el año que viene en la Argentina. El decreto que firmó Macri en diciembre permite a las autoridades de frontera a impedir el ingreso de extranjeros con antecedentes penales. Así, se armó una base compartida con otros países de la región y con Interpol para detectar automáticamente en Migraciones las personas que llegarán al país y tienen antecedentes penales. Para esto también hay un sistema de alerta anticipada de pasajeros que le permite a las fuerzas de seguridad e inteligencia detectar los pasajeros que vendrán al país con 48 horas de anticipación. A la vez, la AFI empezó a hacer un rastrillaje en la zona cercana a Puerto Madero y el centro porteño de todas aquellas personas que alquilen departamentos y que puedan ser sospechosas de terrorismo. Desde la Casa Rosada se organizó con el Servicio Penitenciario Federal y el Poder Judicial el armado de centros de detención temporales que estarán en las zonas cercanas a los lugares donde pueden confluir los manifestantes. "Necesitamos que los jueces actúen de inmediato y haya una aceitada labor con las tareas de detención de manifestantes revoltosos", admitió a Infobae un funcionario que forma parte de la coordinación de la cumbre. Incluso en la AFI prevén hacer un rastrillaje de antecedentes de cada uno de los funcionarios que llegarán con los presidentes. "Esto puede llegar a generar malestar de algunos países pero hay que hacerlo por prevención", dijo a Infobae un funcionario de alta jerarquía.
    (Reuters)
    (Reuters)
    4. Medidas secundarias. Para evitar el caos en los días de la cumbre el gobierno prevé decretar el asueto en el Estado y fomentar las salidas de los porteños a lugares turísticos con el fin de vaciar al máximo la ciudad. No se podrá obligar a los porteños a dejar sus casas por una semana como ocurrió en la cumbre del G20 en China en la ciudad de Hangzough. Pero habrá lugares en que los porteños ni siquiera podrán ingresar a los "anillos de seguridad" dispuestos. Para eso los vecinos de esa zona tendrán un "pase especial". Se trabaja también en la ciberseguridad para detectar eventuales redes terroristas en Internet o de grupos antiglobalización que fomenten el caos en la cumbre.
    Macri fue informado de todas estas medidas que se están elaborando desde hace tres meses para la cumbre de diciembre de 2018. Pero el presidente no parece conforme aún: "Hay que estar en cada detalle y evitar problemas", dijo la semana pasada en la reunión de gabinete. Los temores, dudas y la incertidumbre es una constante en la Argentina.

    jueves, 13 de julio de 2017

    Programa Mesa N°54 Interescuelas: Historia de las relaciones internacionales y la integración latinoamericana





    Mesa N°54 Interescuelas: “Historia de las relaciones internacionales y la integración regional de América Latina, siglos XIX, XX y XXI”

    Coordinadores:
    Julián Kan (UBA / UNQ)
    Leandro Morgenfeld (UBA / IDEHESI-CONICET) 
    Alejandro Simonoff (IRI-IdICHS -UNLP) 


    La mesa 54 se desarrollará: miércoles 9/8 de 11 a 20hs y jueves 10/8 de 9 a 13 hs



    Bloque I: Historia de la Política Exterior Argentina

    Ehrenhaus, Sofía:
    La participación argentina en la guerra Ruso-Japonesa

    Simonoff, Alejandro:
    Tropezar dos veces con la misma piedra: la Argentina ante los cambios de contexto internacional

    Madrid, Eduardo:
    Argentina, Brasil, Estados Unidos y la Segunda Guerra Mundial

    Carsen, María Victoria:
    Alianza para el Progreso: integración hemisférica y movimiento obrero

    Morgenfeld, Leandro:
    Kissinger y la Argentina

    Zurita, María Delicia
    Militares y radicales: Lecturas en pugna frente al conflicto del Beagle

    Fontana, Pablo Gabriel:
    Aliados polares: el acuerdo antártico argentino-chileno durante la segunda posguerra y el concepto de "Antártida Sudamericana"

    Bloque II: Política Exterior Reciente y Mercosur: proceso político regional

    Zapata, Victoria y González Ceuninck, Agustina:
    Reflexiones sobre política exterior argentina. El lugar de América Latina

    Ramos, Hugo Daniel y Korol, Paula:
    Cambio político y modelos de regionalismo. Incertidumbres respecto del futuro de MERCOSUR y la UNASUR

    Finucci, Damián:
    A 10 años del No al ALCA: ¿La integración latinoamericana en debate?

    Jaquenod, Alejandro:
    Sobre la reanudación de las negociaciones entre la Unión Europea y el MERCOSUR. ¿Quién es quién?

    Mutti, Victoria:
    El Consenso de Buenos Aires y la nueva agenda externa del Mercosur

    Lagarde, Andrés y Muciaccia, Facundo:
    Mercosur 2016: nuevos escenarios

    Bloque III: Política Exterior Reciente y Mercosur: actores sociales e intereses domésticos

    Kan, Julián:
    Actores sociales e integración regional. Perspectivas empresarias sobre los orígenes del MERCOSUR: el caso de la UIA

    González, Marita:
    MERCOSUR: De la Integración Regional a los Nueva Generación de Mega-acuerdos. Transformaciones de la gobernanza global y acción colectiva postnacional

    Grimaldi, Nicolás y Genera, Federico:
    Disputas políticas y formas de apropiación de la renta por parte del empresariado en Argentina y Venezuela (2009-2014)

    Bloque IV: La región en debate:

    Yazbek, Susana y Cerra, Angel:
    Aportes conceptuales de la Geopolítica de la Energía para el estudio de la integración hidrocarburífera latinoamericana

    Agosteguis, Micaela y López Rita, Alfredo:
    Movimientos de población en el espacio Suramericano. Una caracterización de las migraciones dentro del proceso de integración regional reciente

    García, Aníbal:
    La presencia de la inteligencia venezolana en el conflicto centroamericano. Los casos de El Salvador, Nicaragua y Costa Rica

    Bloque V: La cuestión Malvinas

    Aguirre Guevara, Emiliano:
    Malvinas. La vuelta hacia América Latina

    Lucietto, Franco y Pozzetti, Leandro:
    La política exterior de la República Argentina referida a la cuestión Malvinas. Una comparación entre los mandatos presidenciales 1989-1999 y 2003-2015

    Bloque VI: Gigantes frente a frente

    Fornillo, Bruno:
    Geopolítica, militarismo y economía: La China de Xi Jinping y el EEUU de Trump

    Gluj, Anabella:
    El Marxismo Político: aportes y problemas para el estudio de las relaciones internacionales y el desarrollo del capitalismo en Estados Unidos


    En el transcurso de la mesa se presentarán los siguientes libros

    ·  - Rapoport Mario (Director) (2016): Historia Oral de la Política Exterior Argentina (1966-2016). Buenos Aires: Ed. Octubre. 

    ·  - Kan Julián (Comp.) (2016): El No al ALCA diez años después. La Cumbre de Mar del Plata y la integración latinoamericana reciente. Buenos Aires: Editorial de la FFyL-UBA.

    · - Gandásegui Marcos A. hijo (Coord.) (2017): Estados Unidos y la nueva correlación de fuerzas internacional. Buenos Aires: CLACSO / Siglo XXI Editores / CELA.